20201027

El liderazgo en la masonería

Salud Fuerza Unión 


La palabra o término de liderazgo proviene del latín leit que significa seguir adelante o avanzar, que además significa o se refiere a la persona que asume la dirección o la conducción de un grupo, convirtiéndose en su guía o pionero; según otras versiones de la etimología de liderazgo, este es considerado como un anglicismo que proviene del término inglés leader, que corresponde al a palabra líder, que en nuestro idioma define a un director, jefe o conductor de un grupo. 

El masón debe ser siempre un garante de la fuerza y la unión
Photo By Sam

La palabra o término unión etimológicamente proviene del latín unio, que significa la acción o el efecto de reunir o juntar varios elementos, para convertirlos en un conjunto, o sea la acción de unir varias unidades en una sola pieza, la cual actúa como un todo. 

El liderazgo masónico a mi manera de ver las cosas, necesariamente debe ser fraternal además de buscar irrestrictamente la unión entre los hermanos, por lo cual además de ser un liderazgo muy especial, ya que por medio de este el primero entre sus iguales, tiene el honor de orientar o dirigir a sus iguales, ya que en nuestra orden masónica todos nos consideramos consuetudinariamente como iguales, entendiendo el que los iguales eligen entre ellos a quien los debe liderar por un periodo determinado, buscando y propendiendo siempre por el bien común. 

Siempre he considerado de la forma más altruista posible, que para que este liderazgo fraternal sea como debiera de ser, este debe basarse acorde con el irrestricto respeto que los hermanos masones debe tener por la diversidad de pensamientos y de ver la vida que tengan sus pares, ya que existiendo este irrestricto respeto por quien piensan diferente, permite innegablemente que pueda existir la concordia entre pensamientos diversos, pero que en algunos puntos serán coincidentes, lo cual permitirá indudablemente, el unir las voluntades para trabajar por un fin común. 

Fundamentalmente en nuestra orden masónica, el verdadero liderazgo ineludiblemente debe ser ejercido buscando incansablemente la unión de todos los hermanos, ya que sería inentendible masónicamente, el que los hermanos no estén unidos, por eso el ideal es el que los hermanos en sus logias, siempre estén enlazados por la amistad y el respeto mutuo además de ser fraternos entre sí, así como también el que siempre el verdadero masón, debería el considerar que la más grandiosa de las uniones, es la unión fraternal, la cual es fundamental para que siempre reine la armonía en la organización masónica. 

En las logias masónicas la cadena de unión físicamente representa simbólicamente la unión entre los hermanos, término que está enclavado el lema más universalmente conocido en la orden masónica, como es el de Salud Fuerza Unión, que son los requisitos fundamentales y absolutamente necesarios para la consolidación de la orden masónica por medio del trabajo común de los obreros. 

Algunos estudiosos de la orden conceptúan que, por fraternidad también se debería entender a la unión entre hermanos, la cual debe guiar a la camaradería y por ende a conformar una verdadera amistad, pero así mismo masónicamente, la concepción de unión y fraternidad también debería referirse al conjunto de seres humanos, que tienen en común sus ideales y que siempre propenden por hacer el bien, además de destacarse por ser inconmensurablemente respetuosos de los pensamientos y de las concepciones de los demás. 

Ahora bien, en mi concepción personal siempre he considerado, considero y siempre consideraré, que el liderazgo masónico sí debe esencialmente propender por unir y no por desunir a los hermanos, ya que sin unión no podrá existir la concordia, ni la anuencia, ni la correspondencia, ni la aquiescencia, que permiten el continuo reflorecer de la orden masónica, además que el liderazgo unionista, permite que la orden en si se fortalezca aún más, y que por lo tanto continúe en su camino de seguir proyectándose en el tiempo, como una institución sublime, que trabaja el en el perfeccionamiento del ser humano, para el bien de él mismo y por ende de la humanidad. 

Finalmente, también considero que el liderazgo que propenda por la unión, siempre conseguirá el acercamiento cuando se presenten desavenencias, conseguirá también el que se forme una alianza fundamental entre los iniciados, lo cual conducirá a una mejor ejecución de los trabajos y a la realización plena de los proyectos masónicos, además de conseguir también una cohesión plena entre los hermanos masones en su taller. La consecuencia de lo anterior es una logia siempre activa tanto en el mundo tanto masónico como en el profano, y que adicionalmente también conseguirá la coherencia y confluencia de pensamientos y opiniones, así como la realización exitosa y coherente de acciones altruistas y filantrópicas, promovidas por los talleres como un todo, para el bien de nuestros hermanos y congéneres. 

“Como verdaderos masones siempre debemos el liderar y el trabajar por la unión y no por la desunión de las almas y de las voluntades masónicas”. 

H.·. JUAN MANUEL LESMES DUQUE 33°
P.·. V.·. M.·. LOGIA LUMEN No 14
Serenísima Gran Logia Nacional de Colombia Cartagena
Especial para la Escuela Masónica Carlos Aranza Castro