20201009

Soberanía, autonomía e independencia de las Grandes Logias

Plancha presentada por el VH.·. Jorge Eliécer Salazar Avenia, PGM.·. de la Serenísima Gran Logia Nacional de Colombia, con sede en Cartagena, en tenida ordinaria y de calendario, el 6 de octubre de 2020.  

Este escrito lo presento en homenaje a los VVHH.·. MIGUEL ÁNGEL MIRANDA VELILLA (en el O.·. Et.·.), ISAAC SCHUSTER SMITH, ambos Past GGr.·. MMaes.·. de la Ser.·. Gr.·. Log.·. Nal.·. de Colombia con sede en Cartagena, y, éste último, también, Past Sob.·. Gr.·. Comendador del Supr.·. Cons.·. RAFAEL ANTONIO SALAZAR MARTÍNEZ (en el O.·. Et.·.), Past Dip.·. Gr.·. Maes.·. de esta Ser.·. Gr.·. Log.·. e IGNACIO AMADOR DE LA PEÑA (en el Or.·. Et.·.) Past.·. V.·. M.·. de este Respetable, Benemérito y Centenario Taller, con quienes conversé en innumerables ocasiones sobre este tema y otros muchísimos asuntos masónicos, y muchas de las ideas que intercambiamos están consignadas en esta plancha.  

Los tres términos que titulan la presente plancha podrían considerarse sinónimos, y de hecho el habla popular, y a veces la semiculta, así los emplea.

No obstante, poseen raíces y expresan sentidos diferentes. La soberanía en el diccionario de autoridades se registra con varias acepciones: 

a) como calidad del soberano; 

b) como autoridad suprema del poder público y 

c) como alteza o excelencia no superada en cualquier orden inmaterial. 

Y el soberano, cuya calidad se pregona, es el que ejerce o posee la autoridad suprema e independiente.

La soberanía está unida entonces a las ideas de autoridad y supremacía. sociológicamente es inherente a la concepción del hombre como ser social. Desde la antigüedad los filósofos y estadistas han tratado de explicarla y definirla. Para algunos es de origen divino y por lo tanto absoluta; para otros, emana de la Nación, es decir, de la voluntad de los asociados y tiene su origen en el derecho humano.

La importancia de aceptar una u otra concepción radica en que de la soberanía se hacen derivar todos los poderes y reglas de derecho que gobiernan a los pueblos. Lo cual vincula la soberanía al concepto de libertad.

Hemos visto cómo la soberanía es una consecuencia de la naturaleza social del hombre. Se da cuando éste abandona el estado salvaje e inicia su peregrinaje de la vida en comunidad.  En cambio, la libertad es connatural, inherente e inmanente a su naturaleza humana. El hombre es libre por el solo hecho de ser hombre, la libertad no es producto de la convivencia social. El individuo como resultado de la libertad es soberano en su esfera. La libertad es así fundamento y límite de la soberanía y, a la vez, presupuesto básico de la independencia y de la autonomía.

La soberanía es el estado y condición del organismo que goza de entera independencia. Esta última se refiere a la falta de dependencia y conlleva la libertad y la autonomía.

Llevados estos conceptos filosóficos y prácticos al cuerpo de la masonería, encontramos que la organización primigenia de la Orden son las Logias. En ellas se congregan los masones y enuncian los principios y postulados de su doctrina. Posteriormente dentro de este esquema organizativo aparecen las Grandes Logias.

Hasta el momento no hay dudas acerca de que las Grandes Logias son soberanas, autónomas e independientes. Se constituyen a partir de sus células vitales, que son las logias, al margen de otras organizaciones sociales e inclusive del Estado mismo. Pregonan y hacen valer sus enseñanzas de libertad, igualdad y fraternidad con prescindencia de cualquier consideración política o religiosa e incluso estatal. Encarnan con entereza y firmeza la soberanía y autonomía propias de la Orden Masónica.

Esta organización logial, que se manifiesta desde sus inicios en las Grandes Logias, tiene como base y esencia el simbolismo masónico y sus grados fundamentales y genuinos de Apr.·. Comp.·. y Maest.·.

Con la aparición de los Altos Grados o grados escocistas y la fundación de los cuerpos masónicos que los dirigen, llamados Supremos Consejos, se generaron dificultades entre estos organismos y las Grandes Logias. Debido a la circunstancia de que ellos adoptaron para sí el calificativo de Supremos, y a que regían los grados superiores, supusieron, equivocadamente, que tenían la soberanía de la masonería, ejerciendo la autonomía e independencia que son propias del simbolismo masónico. Como resultado de esta interpretación se pretendió jerarquizar la Institución colocando en la base de la pirámide al simbolismo, y en el vértice al escocismo. Se dijo, entonces, recurriendo a descripciones que obedecían a otros criterios, que aquélla era la masonería operativa y ésta la especulativa.

Esta clasificación y jerarquización de la Orden rompe con gran parte de los postulados masónicos tradicionales. Así sucede con los siguientes Land Marks:

"IV. El Gobierno Supremo de la fraternidad, está precedido por un oficial llamado Gr.·. M.·. electo entre miembros de la Orden".

"IX. Todos los MMas.·. tienen la obligación de congregarse en LLogs.·."

"XXIV. La Mas:. ha sido fundada como ciencia especulativa sobre un arte operativo, tomando simbólicamente los usos de ese arte."

"XXV. Ninguno de estos Land Marks podrá ser cambiado nunca en lo más mínimo."

Debe producirse, entonces, a lo largo de muchos años, un trabajo y un esfuerzo fraternales para que mediante convenios o tratados se fijaran los límites a la actividad, competencia, soberanía, autonomía e independencia de la potencia masónica del simbolismo y sus escuelas filosóficas de los grados superiores.

En el Gr.·. Ort.·. Colombiano esta situación adquirió ribetes especiales porque en el siglo pasado el Supremo Consejo Neogranadino fundó logias y bajo sus auspicios se crearon Grandes Logias. En el Gr.·. Ort.·. de Cartagena, la Ser.·. Gr.·. Log.·. Nal.·. de Colombia tuvo este origen. Tratados posteriores de amistad y reconocimiento fueron delimitando fraternalmente, la esfera de cada uno de estos grandes cuerpos masónicos, siempre con entrega de competencias de la Gran Logia a favor del Supremo Consejo.

No obstante, los conceptos de soberanía, autonomía e independencia son propios de la Mas.·. Simb.·. La organización fundamental de la Mas.·. es la logia, y la asociación de logias, bajo una Obediencia, constituye las grandes logias. Las cámaras filosóficas son una continuación de la tarea masónica especulativa que se realiza en los ttempl.·. con fundamento en la Mas.·. Simb.·.

Por el bien general de la orden sería conveniente que se revisaran, donde existan, estos tratados de amistad y reconocimiento con los Supremos Consejos de los grados superiores, para dejar claramente definido que las Grandes Logias son Soberanas, autónomas e Independientes y que los Supremos Consejos, si bien pueden y deben  manejar con autonomía lo concerniente al otorgamiento de sus grados superiores y la organización de sus cámaras filosóficas, son cuerpos masónicos jurisdiccionados a la autoridad soberana de la Mas.·. Simb.·.

Mientras los masones tengamos claridad sobre estos criterios, eminentemente masónicos, no se repetirán los errores del pasado y no se perturbará la fraternidad.

Para terminar, dejo las siguientes conclusiones: 

1ª. Las Grandes Logias son Soberanas, autónomas e independientes, cada una en su respectivo ámbito jurisdiccional, conforme a sus constituciones y estatutos.

2ª. Las Grandes Logias son la máxima autoridad en sus jurisdicciones.

3ª. La Masonería Simbólica es operativa y especulativa en sus tres grados básicos y esenciales. Operativa porque su tradicional método de enseñanza (basado en el trabajo), del cual deviene su nombre, es el de los constructores. Y especulativa porque a través de su método de enseñanza busca la formación espiritual del masón, mediante el estudio y la investigación. 

4ª. La potencia masónica es la Masonería Simbólica, encarnada y representada por las Grandes Logias y fundamentada en las Logias.

5ª. Las Cámaras Filosóficas que rigen los grados superiores de la Masonería son la continuidad de la misión especulativa y formadora que se inicia en los tres primeros grados del Simbolismo.  


VH.·. Jorge Eliécer Salazar Avenia    
Past Gr.·. Maes.·. de la Ser.·. Gr.·. Logia Nal. de Colombia con sede en Cartagena
Especial para la Escuela Masónica Carlos Aranza Castro