20201114

Sindéresis y masonería

"La sindéresis es la versión práctica de la sabiduría: activa a la voluntad y encamina a la razón para que busque los bienes auténticos y, en último término, el Bien Absoluto." 1


La expresión sindéresis proviene del griego “συνδηρησις”, y del latín “syndērēsis”, el cual es un sustantivo femenino y significa o se relaciona con prudencia, mesura, secreto, reserva, moderación, tacto, sensatez, sagacidad, circunspección, capacidad o idoneidad natural para dictaminar, estimar, opinar, creer, valorar, pronunciarse o a considerar de una manera o modo, pero con absoluta rectitud y con base en la verdad incontrovertible, o sea que no admite controversia, rectificación o discusión alguna. 

Otros pensadores consideran que el termino de sindéresis, es la capacidad racional que nos permite ver como moralmente buena, a aquella conducta obra o acción, que pueda contribuir a la preservación de la existencia misma de los sujetos humanos, cuando son sujetos actuantes, siendo en resumidas cuentas que la sindéresis, es la capacidad natural de juzgar correctamente con acierto

La sindéresis es la sabiduría en su versión práctica
Photo by Ryan Plomp on Unsplash

Para la filosofía, la sindéresis es la facultad humana del entendimiento, que permite el acceso a la sabiduría de los principios generales de la moral, siendo así mismo que la sindéresis, siempre está relacionada con el buen uso del lenguaje, para dar una precisa concepción y expresión sobre las decisiones y juicios adoptados, razón por la cual se puede determinar que la sindéresis también siempre estará relacionada con la sensatez y la rectitud, que invariablemente se deberían tener en el momento de realizar algún juicio, el cual contundentemente debería hacerse con prudencia y con discreción, como es la costumbre de hacerlo por parte de los hombres de la más alta integridad, rectos y de espíritu sereno. 

Por todo lo expuesto anteriormente, para mi es perfectamente claro que si existe una relación directa entre sindéresis y masonería, ya que tanto la una como la otra, siempre están y estarán relacionadas o son afines con personas de bien, o como lo decimos los masones, con los hombres libres y de buenas costumbres, ya que los masones de verdad siempre se destacan por el actuar con mesura y discreción en todas las circunstancias, como también cuando les corresponde el dictaminar, dar opiniones, valorar o juzgar un acto, actividad o conducta realizada, el hacerlo con absoluta honestidad, rectitud, equilibrio y trasparencia. 

Como complemento a lo anterior, los iniciados en la orden masónica siempre deberíamos considerar que la sindéresis, es en sí una virtud cognitiva, netamente presente en los hombres de bien, la cual complementa a plenitud tanto los preceptos, los principios y las virtudes masónicas que ya conocemos, conllevándonos en forma definitiva a que como masones y seres de luz, sensibles, humildes y de plena libertad de pensamiento, y que con nuestro característico libre albedrío, el que siempre y sin importar las circunstancias, emitir juicios justos y correctos, procediendo siempre con pleno convencimiento de que es el deber ser, haciéndolo con justicia, de manera reflexiva y sin ningún tipo de inequidad, así como también en el momento de efectuar el balance de los hechos o conductas a dirimir, como hombres libres y de buenas costumbres, el hacerlo con magnanimidad, con fraternidad y con benevolencia, así como también el hacerlo, con prudencia, con mesura y en las instancias que correspondiere, como debiere ser, el deber ser.

Finalmente, tanto la sindéresis como la masonería a mi manera de ver la vida y de interpretar las circunstancias cambiantes del mundo existencial, las dos siempre nos conllevarán al hacer las valoraciones o al calificar conductas que sean tema de análisis, acorde con la circunspección y la sensatez correspondiente, valorándolas siempre con un previo razonamiento lógico, tacto, ecuanimidad, e imparcialidad, así como también al hacer un uso adecuado del lenguaje en todos los momentos de la vida, hablando siempre con la verdad, en forma directa, concreta y sin suposiciones. 


H.·. JUAN MANUEL LESMES DUQUE 33° 
P .·. V .·. M .·. LOGIA LUMEN No 14
Serenísima Gran Logia Nacional de Colombia Cartagena
Especial para Escuela Masónica Carlos Aranza Castro