20210617

Estoicismo y masonería

El estoicismo y la masonería, comparten cuatro virtudes: la templanza, la justicia, el valor y la sabiduría

Se conoce como estoicismo a la corriente filosófica, que tuvo su origen en la escuela filosófica griega fundada por Zenón de Citio en el año 301 antes de cristo, que determinaba que el dominio de las pasiones que perturban la vida debería de hacerse valiéndose de la valentía en la práctica de las virtudes y la razón del carácter personal, y que el objeto o el fin de esta filosofía es el alcanzar la felicidad y la sabiduría.

En el libro “Diccionario Filosófico de los autores Leandro Harol Pantoja y Gustavo Zúñiga”, determina que “Zenón no era totalmente griego, ya que por sus venas también corría sangre fenicia, lo que lo relaciona directamente con la civilización hebrea y sus creencias, lo cual se demuestra posteriormente en que sus concepciones éticas son similares a las que se encuentran en las llamadas sagradas escrituras, razón por la cual algunos estudiosos han determinado que el estoicismo de alguna manera es una especie de puerta oculta que conduce al cristianismo.”

“En su juventud Zenón viajó a Atenas, donde realizó estudios en diferentes escuelas filosóficas, y posteriormente abrió su propia escuela en un pórtico limítrofe a la gran plaza pública de Atenas.  Este pórtico recibió el nombre del pórtico pintado, porque un notable pintor realizó en él, grandes pinturas que lo hizo aún más conocido. En el vocabulario griego el término de pórtico se dice “Stoa”, razón por la cual a los alumnos de la escuela de Zenón se les denominó los Estoicos.”

“Por otra parte se dice que Zenón creía que el mundo había sido hecho por un dios todopoderoso, y que lo cuidaba hasta de lo más insignificante. Así mismo el filósofo también tenía su propio concepto del amor, sobre el cual decía que el amor era el poder que habría de unificar a los hombres en una gran hermandad.”

Sobre la concepción de la virtud, el filósofo creía en cuatro grandes virtudes, que eran la sabiduría, el valor, la templanza y la justicia. La concepción ética de esta filosofía es que el bien no está en los objetos materiales, sino en la sabiduría y dominio del alma, que le permite al hombre liberarse de las pasiones y de los deseos que perturban la vida. 

Por otra parte algunos otros filósofos catalogan al estoicismo como la capacidad o la fuerza de voluntad de un ser humano para controlar sus emociones o sentimientos, manteniéndose así firme y apacible ante la adversidad. Así mismo en la concepción del estoicismo, la felicidad no se define en términos de sentimientos o de estados de ánimo, ya que en esta filosofía, la felicidad es la experimentación de emociones positivas como lo es la alegría, y que esta no debe de depender de circunstancias externas. 

Como complemento de lo anterior, el estoicismo también determina que el ser humano tiene un fin práctico en el mundo, que es el ejercicio de conformar su voluntad acorde con la ley natural, con la razón universal o por la voluntad divina, además que el practicar la virtud, es el conductor esencial para conseguir la felicidad.   

De todo lo escrito, personalmente os digo que el estoicismo no tiene una relación directa con la orden masónica, pero si tiene grandes puntos concordantes, en especial lo relacionado con las concepciones de virtud y sabiduría, ya que en la definición general del estoicismo se contempla que el dominio de las pasiones  debería de hacerse con la valentía de practicar las virtudes, con el objeto final de alcanzar la sabiduría, y en la orden masónica como iniciados nos es claro que venimos a nuestra logia a dominar nuestras pasiones y a instruirnos en masonería, es decir a dominar nuestras pasiones, impulsos desenfrenados  y falencias humanas, además de  engrandecernos en sabiduría, y en los dos casos basándonos en la práctica de las virtudes.

Otro punto de vista entre otros muchos más de interesantes congruencias es el que el estoicismo está relacionado con el concepto de hermandad, ya que en esa filosofía se dice claramente que el amor es el poder que puede unir a los hombres en una gran hermandad, y nuestra orden masónica, tiene entre sus bases fundamentales a la hermandad, basada en el respeto, en la igualdad y en la libertad de los hermanos masones. Así mismo otro concepto que es realmente concordante es el que las dos instituciones, tanto la filosófica del estoicismo como la iniciática de la orden masónica, comparten especialmente cuatro virtudes como son la templanza, la justicia, el valor y la sabiduría, siendo esta última más que una virtud masónica, el ser un propósito esencial de la orden.

Finalmente os digo que a pesar de existir gigantescas diferencias en el tiempo y que las dos instituciones no comparten mucho más de lo anteriormente descrito, las dos son plenamente altruistas y lo que buscan como fines esenciales comunes, es la grandeza del ser humano, tanto en sabiduría como en el domino del ser interior, como parte de la felicidad humana.

H.·. JUAN MANUEL LESMES DUQUE 33°
P.·. V.·. M.·. LOGIA LUMEN No 14
Serenísima Gran Logia Nacional de Colombia Cartagena
Especial para Escuela Masónica Carlos Aranza Castro

Bibliografía:

•         Diccionario Filosófico – Nueva Editorial S.A.S. - Recopilación de Leandro Harol Pantoja y Gustavo Zúñiga – 2014.