20210914

El liderazgo fraternal masónico

Lo fundamental del liderazgo fraternal masónico: unión entre hermanos

El concepto del liderazgo fraternal masónico es absolutamente especial, ya que es el tipo de liderazgo que altruista y desinteresadamente se ejerce de un igual sobre sus iguales,  siendo el elegido para esa honrosa y fraternal labor de la dirección masónica, a quien consuetudinariamente se ha denominado el venerable maestro de su taller o sea el primero entre sus iguales.

La importancia del liderazgo fraternal masónico recae en que este tipo de responsabilidad, es ejercido por la primera autoridad del taller sobre un selecto grupo de iniciados que son conocedores y practicantes del respeto por todos y por todo y en especial por quien los lidera, ya que quien lo hace es por la confianza depositada en él por sus pares, quienes consideraron de que es quien reúne las condiciones, los méritos y las capacidades para ejercerlo, además de que es ejemplo en el reconocer a su pares como iguales y a que todos ellos tienen los mismos deberes y derechos, además de que siempre lo hará en plena fraternidad, haciéndolo con base al respeto que por el tienen sus hermanos, porque es el ejemplo para todos, por su inalienable condición de que siempre lo hará por medio del convencimiento de que asi deben de ser las cosas y no por la fuerza o porque así se decidió.

Lo fundamental del liderazgo fraternal masónico: unión entre hermanos
by Joshua Hibbert on Unsplash

Así mismo como reza en el título de esta plancha, el liderazgo fraternal masónico debe de direccionarse a hacia lo fundamental, que es la unión entre los hermanos, ya que la unión entre los pares es la base insustituible o los cimientos simbólicos que inalterablemente mantienen viva y vigente a la orden masónica, ya que sin esta unión fraternal la masonería dejaría de ser la institución que durante miles de años ha reunido en su seno a los mejores seres humanos, que han estado, están y estarán comprometidos con el trabajar para llegar a ser mejores hombres y ciudadanos, siendo faros de verdadera luz por su ejemplo en el cómo vivir la vida en fraternidad y con el digno respeto  a todos sus pares y congéneres, destacándose por su comprensión y tolerancia para con todos, para así ser partícipes en el trabajo para conseguir que el futuro de nuestra humanidad sea cada día mejor. 

El concientizarnos de que el liderazgo y el trabajo masónico que ejercen altruistamente los venerables maestros en sus respectivas logias, debe de estar orientado esencial  y fundamentalmente a que entre los hermanos siempre reine la armonía y el entendimiento, lo cual es factible y en el tiempo siempre ha sido así, porque en los talleres a pesar de convivir hermanos con diferentes formas de pensar y de vivir, siempre son coincidentes en que debe primar el bien general  sobre el particular, y que todas las decisiones y determinaciones en logia se toman por mayoría y ojalá por unanimidad y después de ser tomadas todos sus integrantes las respaldarán  y trabajarán por ellas, lo cual permitirá que el taller continúe en su proceso de evolución, lo cual se podrá ver en la realización personal masónica de  todos los hermanos, ya que todo el trabajo se realizará bajo consenso y por plena motivación altruista y no por obligación.

Realmente nunca podremos encontrar algo más hermoso que en nuestras logias se viva realmente la unión entre los hermanos y el que siempre en todos los aspectos de la vida masónica, nunca se ahorren esfuerzos para trabajar indeclinablemente por la unión de los pensamientos y voluntades de los hermanos, lo cual redundará en el bien para su logia como para todos los miembros de ella.

Así mismo estoy plenamente convencido de que la fraternidad realmente es la unión de quienes se consideran verdaderamente hermanos, fraternidad que va más allá de la simple amistad y del respeto entre los pares, ya que la unión de los iniciados al interior de la orden conlleva irremediablemente a la conformación del ideal de la hermandad entre masones, que sencillamente son unos lazos invisibles pero indisolubles que además de camaradería implican el conformar una verdadera amistad.

En resumen para mí la concepción de unión y fraternidad también debería de referirse al conjunto de hombres libres y de buenas costumbres que tienen en común sus ideales masónicos y que siempre propenden por hacer el bien, además de destacarse por ser inconmensurablemente respetuosos de los pensamientos y de las concepciones de los demás. 

Finalmente también he considerado y consideraré que el liderazgo fraternal masónico, que además de orientarse hacia lo fundamental de conseguir la unión entre los hermanos, también deberá no ahorrar esfuerzos para se den los pasos necesarios por la unión cuando se presenten desavenencias, consiguiéndose a través de una mediación inteligente y fraterna, que nuevamente resurja la alianza entre los iniciados y que renazca  la coherencia y confluencia de pensamientos y opiniones, así como la realización de acciones altruistas y filantrópicas, promovidas por la logia como un todo, para el bien de nuestros hermanos y congéneres.

 “Siempre será fundamental el trabajar por la unión y no por la desunión de las almas y de las voluntades masónicas”.

 

H .·. JUAN MANUEL LESMES DUQUE 33°
P .·. V .·. M .·. LOGIA LUMEN No 14
Serenísima Gran Logia Nacional de Colombia Cartagena
Especial para Escuela Masónica Carlos Aranza Castro